martes, 2 de julio de 2013

El Innombrable del PP

Rajoy calla ante la exigencia de explicaciones sobre el ‘caso Bárcenas’

El presidente defiende los acuerdos del Consejo porque se ha "cambiado la agenda". Rubalcaba lo apoya y el resto se distancia

VÍDEO: EL PAÍS-LIVE | FOTO: ÁLVARO GARCÍA

Esta ha sido la última comparecencia en el Congreso del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en este período de sesiones y, por tanto, la última oportunidad de pedirle explicaciones sobre el caso Bárcenas. La expectación estaba en saber si el líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, le iba a pedir explicaciones. Lo ha hecho. “Mientras usted estaba en la cumbre europea, encarcelaron al extesorero de su partido”, le ha recordado Rubalcaba. “El señor Bárcenas es una nube negra que se ha posado sobre su Gobierno y la política española; una nube negra que descarga todas las semanas que no pueden despachar con 17 palabras. Ustedes tienen que dar una explicación convincente, exhaustiva; si es que pueden”, le ha dicho Rubalcaba, con un punto y aparte claro respecto a su intervención sobre la cumbre europea. Ha sido inútil ni la petición de Rubalcaba ni la enfática demanda de Rosa Díez, portavoz de UPyD, por dos veces han servido para mover la decisión del presidente de no decir una sola palabra sobre Bárcenas. Tan solo se ha limitado a señalar, en respuesta a Díez que le ha pedido cambios legales contra la corrupción, que mantiene su compromiso de traer a la Cámara medidas de regeneración democrática como el Estatuto del cargo público y la ley de financiación de partidos. Las comparecencias de Rajoy terminan hasta septiembre y no ha dicho una palabra sobre su extesorero.
El líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, se lo ha pedido al final de su primera intervención; no ya en la segunda. También Joan Coscubiela de ICV y sobre todo Rosa Díez. No, los demás. El representante de CiU, Josep Sánchez Llibre, y el portavoz del PNV, Aitor Esteban, han cumplido lo que dijeron el día anterior: “Bárcenas no está en el orden del día de este pleno”. Una leve alusión de Aitor Esteban pero no  interpelándole sino para constatar que durante el desarrollo de la cumbre los medios de comunicación dieron más importancia al encarcelamiento de Bárcenas que al resultado de la cumbre; señal, a juicio de Esteban, de que está no debía tener excesiva relevancia.  Rosa Díez de UPyD lo ha intentado en sus dos intervenciones.  “Presidente, no pierda esta oportunidad de estar a la altura de su responsabilidad con España. Bárcenas y lo que él hizo mientras administraba las cuentas de su partido siempre será de su responsabilidad, por mucho que usted se empeñe en no nombrarlo”, le ha dicho Díez. No haga como hizo el anterior presidente que se resistió a pronunciar la palabra crisis, y esto no hizo que desapareciera, “sino que la hizo más profunda y más grave; y las consecuencias no las pagó él, sino todos los españoles”. La pelota ha quedado en el terreno del presidente: “Señor Rajoy, no pierda la oportunidad de comportarse como el presidente del Gobierno de España”. Es inadmisible para Rosa Díez el silencio de Rajoy sobre Bárcenas “a quien nombró”. Hoy es el día en el que Rajoy tiene la oportunidad “de rendir cuentas y asumir responsabilidades políticas” y de “anunciar las medidas para prevenir y sancionar la corrupción política”. No lo ha hecho.
También lo ha  intentado Joan Coscubiela, de ICV, que ha abordado el asunto Bárcenas de manera indirecta, al atacar el entramado financiero que “camufla las cuentas opacas” lo que ha provocado las protestas de la bancada popular. "¿Es qué ustedes no tienen nada que ver con Bárcenas?", "¿Hasta cuándo van a poder soportar los españoles que tenga usted a su tesorero en la cárcel?", le ha preguntado Coscubiela.

Rajoy felicita a la oposición por los resultados de la cumbre

Rajoy ha dado muestras de que tenía muy decidido hablar exclusivamente del resultado de la cumbre europea, para poner en valor que algo ha cambiado en Europa. Lo primero, felicitar a la oposición, toda vez que el "90%" del Congreso apoyó una proposición no de ley para que el jefe del Ejecutivo acudiera respaldado a la cumbre europea de los pasados 27 y 28 de junio. Con tono cómplice, el presidente se ha recreado en ese inédito apoyo. "Les informo como partícipes de ese acuerdo y con derecho a recibir información de ese caudal de apoyo en el que han invertido", ha afirmado el presidente.
En los contenidos Rajoy está "más satisfecho que en otras ocasiones", sobre empleo juvenil, unión bancaria y créditos para las pymes. "Si hace año y medio de lo único que se hablaba era de ajustes y consolidación fiscal, ahora se habla también de desempleo, acabar con la fragmentación bancaria y buscar nuevos canales para las pymes", ha resaltado casi en tono de satisfacción. "Todos tienen derecho a sentirse orgullosos porque son corresponsables de lo logrado".
De las 11 veces que el presidente ha ido a cumbres europeas, solo ha salido satisfecho en tres ocasiones. Esta ha sido una de ellas, "porque se ha conseguido resultados tangibles". Y ha sido la ocasión en la que Rajoy ha ido respaldado por la mayoría de las fuerzas parlamentarias, a excepción de Izquierda Plural y el Grupo Mixto. El jefe del Ejecutivo ha ido a Bruselas con "una política española en Europa". Además, lo ocurrido en el Parlamento español vale para más ocasiones. No solo ha ido Rajoy con un apoyo parlamentario mayoritario, sino que días antes se reunió con la Confederación Europea de Sindicatos (CES), que le pidió que llevara también sus postulados. Y lo hizo: "Orgullo por llevar ese acuerdo a Bruselas". "Todos tienen el legítimo derecho a sentirse corresponsables de lo que se ha logrado", ha sentenciado el presidente. No son palabras, no es solo retórica, ha habido "medidas efectivas" en los tres asuntos fundamentales de la propuesta aprobada por el Parlamento español: Empleo juvenil, financiación de empresas y "unión bancaria", ha dicho.
Pero no lo ve así la oposición, a pesar de que Rajoy sí está satisfecho con lo ocurrido. El acuerdo alcanzado hace dos semanas en el Congreso, en torno a una proposición no de ley, sobre los contenidos que Rajoy iba a defender en Europa, ha perdido fuelle una vez contrastado con la realidad, es decir, con los resultados de la cumbre. Quienes la apoyaron sienten que los acuerdos han sido “tímidos”, y quienes no lo hicieron se reafirman en que ha sido un nuevo fiasco y nada ha cambiado. Sí, algo ha cambiado, ha defendido Rajoy, “hay una nueva agenda en Europa”. De nuevo se ha producido una coincidencia con Alfredo Pérez Rubalcaba, que ha sufrido los varapalos de grupos de la oposición. “Cambio ha habido, tímido, vacilante, insuficiente, pero sí, cambio ha habido”.
En la segunda intervención el presidente del Gobierno ha defendido los acuerdos aunque su tono se ha alejado del triunfalismo. ¿ Es una avance tímido que haya 6.000 millones para empleo juvenil en dos años en vez de en siete?, se ha preguntado Rajoy, de los cuales vendrán 1.900 para España. “Antes no había nada”. Un criterio sobre cómo repartir los 2.000 millones – Rajoy dijo 2.000 y no 1.900 – está el presidente dispuesto a discutirlo y, por supuesto, reconoce que con esa cifra no se soluciona el empleo juvenil. Hay que seguir con la reducción del déficit, seguir con las reformas e insistir en Europa en políticas integradoras. Rajoy ha transmitido el mensaje de que las cosas van algo mejor en todos los terrenos, “pero hay que seguir tomando medidas”. Además, Rajoy que tras reseñar que no es “ni socialista ni socialdemócrata” ha asegurado que él también defiende una política que no se base solo en la reducción del déficit y, por tanto, en la austeridad; este es el cambio que está experimentando la política europea.
Antes y después de sus palabras CiU se mostró muy moderadamente satisfecha en algún aspecto alcanzado en la cumbre pero ha enumerado otros muchos en los que no hay respuesta clara; por ejemplo, en relación a la ayudas real a las pequeñas y medianas empresas. Esta ha sido la queja de Josep Sánchez Llibre, que ha tomado las cifras de créditos concedidos por el ICO para concluir que así es imposible que autónomos y pequeñas empresas salgan adelante. En algunos aspectos los acuerdos de la cumbre han sido “decepcionantes” y los pasos dados hacia adelante han sido “tímidos”, ha señalado Aitor Esteban del PNV que, al igual que Sánchez Llibre, suscribió la proposición no de ley junto al PP, PSOE ,Coalición Canaria, UPN y Foro Asturiano. El portavoz peneuvista tras la cumbre llega a la conclusión de que “mucho ruido y pocas nueces” ya que lo tratado y acordado responde a la agenda previa establecida por la cumbre pero sin que los mecanismos para llevar a cabo los acuerdos estén claros. “Es positivo, claro, el plan de empleo juvenil, pero hay que ver cómo se lleva a cabo”.
Muy distante se mostró Rosa Díez de UPyD sobre los resultados de la cumbre. Es bastante improbable, a su juicio, que con estas medidas la evolución del paro juvenil se invierta; también ha faltado ambición y concreción en el avance hacia la Unión Bancaria y en las políticas para los jóvenes. Los resultados han sido “escasos”, ha dicho Díez y Rajoy le ha respondido que eso es “opinable”.
Las críticas contundentes y sin paliativos llegaron con Izquierda Plural muy críticas con la mirada “complaciente” del propio Gobierno y de la visión del PSOE, según interpretación de Joan Coscubiela de ICV. De pobreza y desnutrición de los niños, de paro, de precariedad, de desigualdad y sufrimiento, ha hablado Coscubiela. “Presenta usted como éxito que la Troika afloje el dogal, a cambio de que tengamos puestos los grilletes eternamente”, ha proclamado Coscubiela. “Hasta ahora, hasta mi intervención estaba muy tranquilo porque ser gobierno sin oposición debe resultar muy cómodo”, ha espetado Coscubiela, siempre con una mirada en el PSOE, y en CiU. “Desde el respeto no entiendo como el PSOE ha apoyado al Gobierno que ha servido para limpiarle la cara”. “Señor Rubalcaba, es tal el nivel de coincidencia con Rajoy que ha tenido usted que sacar aquí al señor Wert y hablar de Educación”. La intervención de Coscubiela ha sido un tanto caricaturizada por Rajoy que ha resumido su intervención en que el portavoz de ICV considera insolventes “a los 27 mandatarios europeos; todo es un desastre” y solo él, “sabe lo que hay que hacer”. Le ha sugerido que “reconozca” que algo se ha hecho bien, porque “no se puede estar en contra del mundo”.
La Europa insolidaria y con políticas antisociales siguen consolidadas, a juicio del diputado de Amaiur, Rafael Larreina. Con ironía el portavoz de ERC, Alfred Bosch, se alegró de la descripción “vibrante” del presidente del Gobierno. “¿ Por qué no se ahorra en partidas militares, por ejemplo, en submarinos, o en otros derroches”?, dado que las cifras de desempleo son intolerables. Pero Bosch ha hablado del tema que le preocupa cual es la falta de respuesta de Rajoy al deseo de Cataluña de “ser mayor”. “ ¿ Cuántos estadios hay que llenar para que nos autorice votar”?. Si Bruselas tiene que atender al pueblo español; Rajoy “tiene que atender al pueblo catalán antes de que éste empiece a ignorarle”.
No puede entender la portavoz del BNG, Olaia Fernández Dávila, “la satisfacción del señor Rajoy y del señor Rubalcaba”, por los resultados de la cumbre. ¿ “Cuándo se van a verificar las políticas para crear empleo juvenil y que haya créditos en las pymes”?. Tanto Fernández Dávila como Aitor Esteban del PNV sí han reivindicado la acción del gobierno para que pare la política europea que puede obligar a devolver las subvenciones a los astilleros españoles. El presidente ha respondido que quiere ser prudente pero hay cosas “que no entiende” y confía en que las reuniones que va a haber reconduzcan la situación con la intervención del gobierno de España, las comunidades afectadas y las centrales sindicales.
La situación grave que vive Canarias ha sido el hilo argumental de la portavoz de Coalición Canaria, Ana Oramas. “Reivindicamos urgentemente los criterios del reparto de los 1.900 millones de euros de la UE, cuando ya su gobierno ha eliminado 3.000 millones en las políticas sociales”. La crítica contundente continuó con Joan Baldoví de Compromís – Equo, que llevó a la cámara el accidente de metro en Valencia de hace siete años en el que murieron 43 personas. “No permita que el PP valenciano siga insultando a las familias de las víctimas; haga que haya una investigación y los responsables den la cara”. Sobre la cumbre, simplemente “bochorno”.
Desde la derecha, el diputado de Foro Asturiano, Enrique Álvarez Sostres, reconoció que “menos es nada” pero hay que ver cómo se articulan las políticas. También este parlamentario ha pedido la acción del Gobierno para evitar la penalización a los astilleros españoles. Sobre la cumbre europea “lo mejor estuvo en el Congreso”, ha sentenciado el diputado de UPN, Carlos Salvador; él sigue comprometido con el decálogo que suscribió la mayoría del Parlamento. “La lentitud en la toma de decisiones es lo peor”, ha considerado Salvador.
El resultado del Congreso no puede ser solo que el logro de la cumbre no sea solo que el fondo para el empleo juvenil sea para dos años en vez de a siete, ha dicho Uxúe Barkos, de Geroa Bai. “1.800 millones para dos años en empleo juvenil es muy poco”. ¿ “Cómo se van a repartir?”, le ha preguntado, una vez que al parecer Bruselas va a enviar a un grupo de expertos para arbitrarlo.
La satisfacción ha llegado en la voz del portavoz del Grupo Popular, Alfonso Alonso, para quien “España ha pasado a ser un socio estratégico”. Esta vez España ha ido con una posición “reforzada” políticamente, además de llevar todo lo que ha hecho en reformas y medidas. Desde el Grupo Popular, sí se valora y se ensalza el acuerdo parlamentario. Para el portavoz del Grupo Popular, el pacto por Europa que apoyaron la mayoría de los grupos, mantiene todo su valor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada